Inicio | Noticias | Cáncer cervicouterino, segunda causa de muerte por cáncer en mujeres mexicanas

Cáncer cervicouterino, segunda causa de muerte por cáncer en mujeres mexicanas

Por
Cáncer cervicouterino, segunda causa de muerte por cáncer en mujeres mexicanas

El cáncer que se desarrolla en el cuello del útero, está ligado a infecciones causadas por el virus del papiloma humano (VPH)

En el país, el cáncer cervicouterino (CaCu) es la segunda causa de muerte por cáncer en mujeres, debido a que se detecta con mayor frecuencia en etapas avanzadas, cuando las células precancerosas traspasan la membrana del útero y afectan en mayor medida al organismo, de tal forma que, cuando éste proceso se ha dado, la expectativa de vida se reduce a cinco años de supervivencia.

De acuerdo con Carlos Aranda Flores, especialista en oncología ginecológica y colposcopía, el cáncer que se desarrolla en el cuello del útero, está ligado a infecciones causadas por el virus del papiloma humano (VPH), sobre todo los tipos 16 y 18 que se transmiten por vía sexual, momento en que se tiene contacto con fluidos de una persona portadora.

Entre 70 y 90 por ciento de las infecciones causadas por VPH son asintomáticas y se resuelven en uno o dos años; sin embargo, las que son persistentes y no se tratan de forma adecuada, son de alto riesgo porque desencadenan un carcinoma invasor que pone en riesgo la salud de quienes lo padecen.

Aranda explicó, en conferencia de prensa, que, en el caso de los hombres, las infecciones por VPH, pueden progresar hasta convertirse en cáncer de pene, es por ello que ante cualquier alteración anormal, se debe recurrir a los especialistas para tratar el patógeno.

Aranda, quien es médico adscrito a la unidad de Gineco-Obstetricia- Oncología del Hospital General de México, añadió que la proporción de portadores de VPH es de dos hombres por cada mujer, por lo que no se debe desestimar la atención al sector de varones, ya que una población de riesgo se encuentra en hombres que tienen sexo con otros hombres (HSH).

El especialista explicó que la forma más común de transmisión de VPH es por vía vaginal, anal y oral debido a que éste se aloja en las mucosas, sin embargo, también se puede adquirir a través del contacto con la piel cuando hay alguna herida expuesta al virus.

De acuerdo con la Organización Panamericana de la Salud, en 2012 se presentaron 630 mil nuevos casos de cáncer en mujeres que se relacionaron con el VPH, y en 61 por ciento, fue los tipos 16 y 18 fueron los responsables del desarrollo de cáncer cervical.

Factores de riesgo

Los factores de riesgo para desarrollar CaCu, dependen del tipo de VPH que se presente, ya que unos son más invasivos que otros, además la susceptibilidad es mayor en personas que utilizan inmunosupresores como lo son aquellas que han recibido algún trasplante y las que utilizan tratamiento para control del VIH/sida.

Aranda aseguró que las mujeres portadoras de VIH/sida tienen una prevalencia de infección persistente por VPH de varios tipos, de tal forma que son quienes tienen mayor riesgo de progresión de Cacu, es por ello que deben evitar una re-infección por otros virus.

La vulnerabilidad para adquirir el virus se presenta en personas que tienen co-infecciones de transmisión sexual como el Herpes simple, clamidia o infecciones gonocócicas, además las quienes han tenido partos múltiples y embarazos en dad temprana incrementa la probabilidad si se está expuesto al virus.

Fumar es otro factor de riesgo debido a que los cigarros, al tener diversos componentes tóxicos, funcionan como inmunosupresores, de tal forma que bajan las defensas en el organismo y lo dejan expuesto a patógenos externos.

Las infecciones por VPH implica un rango variable de carcinomas y el tipo 16 es el que más predomina. En este sentido este virus se presenta en el ano, pene, vagina y de acuerdo con la edad en vulva. La presencia de este virus en área orofaringe se incrementa en personas que tienen gingivitis y han tenido pérdidas dentales ya que las heridas propician la transmisión.

Prevención

Aranda declaró que el uso correcto del condón masculino puede disminuir el riesgo de adquirir VPH entre un 65 y un 85 por ciento; a diferencia del condón femenino que protege hasta en un 100 por ciento debido a que cubre en mayor medida los genitales.

Carlos Aranda, recordó que la vacuna profiláctica para el VPH está disponible desde hace 10 años, y hasta el momento es la forma más eficaz para prevenir el desarrollo de CaCu.

Remarcó que la vacuna está recomendada tanto para mujeres como para hombres y se puede aplicar a partir de los 12 años ya que de acuerdo con las investigaciones de esta no existe riesgo de efectos secundarios negativos.

Elsa Díaz López, especialista en ginecología y obstetricia, puntualizó que una vez que se ha comenzado la vida sexual, y hasta los 35 años, se recomienda realizarse de manera periódica un papanicolaou para identificar patógenos malignos, así como la colposcopia para detectar posibles lesiones. Después de los 35 años, recomendó hacerse una prueba viral de ADN para detectar riesgo de CaCu en el cuello del útero.

Juan Alberto Marques Rodríguez, director médico de MSD en México, exhortó en que la educación es fundamental para prevenir el CaCu, ya que, si se apuesta a la prevención, los costos en sector salud se reducen para atender patologías avanzadas. Detalló que con los estudios que se han hecho sobre costo beneficio han arrojado que, por cada dólar invertido en vacunación, se ahorran 16 dólares en el sistema de salud, de ahí la importancia de hacer más accesible los tratamientos preventivos.

La vacuna para los tipos más comunes de VPH requiere de tres aplicaciones; estas se encuentran disponibles tanto en sector público como en el privado sin embargo se gestiona la reducción de costos para una mayor accesibilidad en personas de escasos recursos.

  • Enviar a amistad Enviar a amistad
  • Imprimir Imprimir
  • Texto sin formato Texto sin formato

Etiquetado como:

No hay etiquetas en este artículo

Califica este artículo

0